Ponerle ciencia al amor

Los vínculos de amor, atención y protección son una NECESIDAD BÁSICA del ser humano.


Investigaciones sustentan que la PRIVACIÓN por tan sólo 6 meses del amor, la atención y la protección en los bebés lleva a CAMBIOS en ESTRUCTURAS CEREBRALES y en la QUÍMICA cerebral IRREVERSIBLES.


Este IMPACTO EN EL CEREBRO se podría evidenciar con alteraciones como retraso general en el desarrollo, retraso en la adquisición del lenguaje, dificultades en el desarrollo de las habilidades sociales, deficiencias en el desarrollo de la autoconfianza; por mencionar algunos.


Si queremos ponerle ciencia al amor podemos asegurar que es una NECESIDAD profundamente BIOLÓGICO que genera una IMPRONTA en todos los aspectos de la vida tanto en la SALUD MENTAL como en la SALUD FÍSICA a corto y largo plazo.

CUALQUIER INTERACCIÓN SOCIAL cargada de AMOR entre dos personas (niños/ niño o niño/ adulto) DESENCADENAN procesos cognitivos y fisiologicos que repercuten en nuestros estados emocionales y mentales. A su vez, estos cambios influyen en las interacciones sociales futuras.


Nuestro cuerpo y cerebro desde los PRIMEROS MESES DE VIDA BUSCA EL AMOR y responde constantemente a la interacción con los seres queridos o la ausencia de dicha interacción.

289 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

¿Otra vez?